peluches transpirables Tommee Tippee

Peluches transpirables, la opción segura para tu bebe.

Un estudio realizado en la Universidad de Virginia (Estados Unidos) revela que los objetos blandos de las camas, como cojines o peluches, causan el 69% de las muertes por asfixia en bebés durante el sueño.

La asfixia involuntaria es la primera causa de muerte por lesiones en bebés menores de un año y más del 80% de los casos ocurren mientras el bebé duerme.
 Así lo afirma un nuevo estudio realizado por el Sistema de Salud de la Universidad de Virgina (Estados Unidos) y publicado en la revista Pediatrics.

Según los investigadores, los culpables de las muertes por asfixia mientras el bebé duerme son los objetos blandos que se encuentran en la cama, como cojines, peluches o, incluso, mantas. De hecho, el 69% de las muertes por asfixia entre bebés ocurridas en Estados Unidos entre 2011 y 2014 fueron ocasionadas por este tipo de objetos. 

Peluches Transpirables Tommee Tippee con tecnología Air-flow de flujo de aire.

La gama de peluches transpirables de Tommee Tippee, con tecnología Air-flow de flujo de aire, proporciona a los padres la tranquilidad que necesitan. Estos peluches son totalmente transpirables e hipoalergénicos.

peluche transpirable Tommee Tippee
La tecnología Air-flow de flujo de aire, proporciona a los padres la tranquilidad que necesitan. Estos peluches son totalmente transpirables e hipoalergénicos y no contienen piezas pequeñas ni materiales peligrosos

Asegúrate que si compras un peluche para tu bebé, que minimamente sea hipoalergénico, Debido al material con que la mayoría de los peluches están hechos, albergan mucho polvo y con esto ácaros y otros organismos que, además de producir alergias, pueden ocasionar asma e irritación en la piel.

Lo ideal es que una vez que compremos el Peluche, antes de dárselo a nuestro bebé es meterlo en la lavadora, si lo metemos dentro de una bolsa de tela, no nos tendremos que preocupar porque el peluche sufra daño, no obstante lo ideal sería que el peluche no tuviera piezas mobiles o que pudieran sufrir un desgaste.

Las piezas pequeñas, un potencial peligro para el bebé

Hay que evitar que el peluche tenga piezas pequeñas ya que estas son potencialmente peligrosas para el bebé. Las piezas se las puede tragar en algún momento de descuido. La misma recomendación hacemos con los detalles brillantes. Es necesario evitar la purpurina (glitter) porque se desprende con facilidad y puede provocarle irritaciones a la piel del bebé o caerle directamente en los ojos.

La textura es lo más importante de todo. Mientras menos pelos tenga el peluche, mejor. Es preferible que sea de tela de paño, de alguna tela de algodón lisa o de un poliester apto para uso infantil (Como los peluches transpirables Tommee Tippee) Por otra parte, al bebé le conviene un peluche ligero. Si bien todos los peluches son ligeros, el bebé nota una considerable diferencia en su densidad. Mientras más blandos y menos rígidos sean, más ligeros serán.

Por último en cuanto al mantenimiento del peluche, tendremos que lavarlo periodicamente, es normal que el bebé durante los primeros meses lance el peluche al suelo.

Hay que limpiarlos cada vez que se caigan al suelo en algún lugar que no sea la habitación del bebé. De lo contrario, la suciedad irá directamente a las manos, boca, nariz y ojos de nuestro bebé si no estamos atentos.

Leave a comment